Encuentro con Alan Bishop


ENCUENTRO CON ALAN BISHOP

A finales de los años setenta, Alan Bishop lideró Sun City Girls junto a su hermano Richard y el fallecido Charles Gocher Jr. Aunque nunca obtuvieron el eco mediático del que ahora disfrutan Animal Collective, Six Organs of Admittance o Devendra Banhart, su legado musical de ha conseguido trascender las fronteras del tiempo. Considerados como una anomalía dentro del panorama del rock experimental de los años ochenta, SCG emprendieron una odisea vital de tres décadas que les permitió alterar para siempre nuestra percepción de la realidad y predisponernos en contra del orden natural de las cosas.

Fundador junto a su socio Hisham Mayet del sello discográfico Sublime Frequencies, cuyo exuberante catálogo nos ofrece ejemplos de pop norcoreano, surf balinés y rock del Golfo, nuestro protagonista concibe la música como un estado de trance perpetuo que le permite evocar su infancia en Michigan durante los años sesenta, en el seno del estado con mayor concentración de población árabe del país. Su abuelo era un virtuoso del laúd de origen libanés que educó a sus nietos en el misticismo y la armonía, inculcándoles su fascinación por el folclore de Oriente Medio.

Tras firmar un par de álbumes con The Invisible Hands que sirvieron de corolario a las esperanzas frustradas de la Primavera Árabe, Alan Bishop sigue fiel a su particular alianza de civilizaciones de raíz psicodélica conThe Dwarfs of East Agouza. Un viaje viaje anárquico y trascendental, cuyo afán por cartografiar las músicas del Tercer Mundo va mucho más allá de lo puramente etnográfico al hacer suyas las palabras de viaje anárquico y trascendental al hacer suyas las palabras de Hakim Bey: «Es algo que haces con el cuerpo, y probablemente todo lo verdaderamente significativo que haces es con el cuerpo. A diferencia del turismo, que es una prolongación del colonialismo imperialista, el viaje que propongo es una prolongación de la herejía marginal».